.
.

Taller de locución para niños y niñas I


El Taller de Locución surge como respuesta a la necesidad de mejorar la lectura de los niños en los micros que en abril 2009 están al aire: Venezuela Fuera de Serie y Cuentos de Espanto y Brinco . Este proyecto comenzó a madurarse hace un año y se integró a la propuesta de Venezuela Fuera de Serie que se presentó a CONATEL.

 

Se diseñó un taller de 24 horas para realizar los sábados, horario que era cómodo para los jóvenes participantes. El taller arrancó el sábado 09 de mayo de 09 a .m. a 1 p.m.

 

Participaron diez niños de diferentes escuelas, contextos sociales e intereses. Entre los participantes había niños del páramo, niños citadinos, niños músicos, niños deportistas, bailarinas…. Esto le dio mucho dinamismo y riqueza al taller a la hora de compartir.

 

El taller se desarrollaba de la siguiente forma: Primero, se hacía un ejercicio de relajación y respiración. Luego, se hacían ejercicios de movimientos y yoga para despertar el cuerpo. Esto nos permitía estar atentos para la siguiente fase que eran las herramientas de la locución propiamente dicha: vocalización; relación de sonidos con movimientos, objetos, animales y sentimientos; dicción; modulación y compresión lectora. Todos estos conocimientos se daban de forma práctica, por supuesto, había una explicación de la teoría, pero siempre predominaron los ejercicios. Después del receso se trabajaron textos en equipo. Se asignaba la práctica de los ejercicios para la casa y tareas de investigación.

 

Los textos que se escogieron para el taller fueron leyendas apoyándonos en el libro ¡ Vuelven los Fantasmas! De Mercedes Franco. Se escogieron estas leyendas por ser cortas y ricas a la hora de crear imágenes sonoras. El resultado fue estupendo, ya que los niños trabajaron en equipo con mucho entusiasmo. Se observó en los jóvenes gran talento para el manejo y la expresión de sentimientos, así como actitudes responsables y participativas. Estas actitudes surgieron al establecer una relación horizontal de facilitadora-niños, es decir, no se impartían órdenes y obligaciones, sino que se compartían herramientas y conocimientos.

 

La estructura del taller varió según las necesidades y el avance del grupo. Hubo que incluir mayor número de herramientas que las previstas inicialmente.

Al final, el taller se amplió a 28 horas y se cerró con una coevaluación –autoevalución, y un intercambio de chucherías.

 

El insumo para la evaluación fueron los textos trabajados durante los 6 sesiones que se grabaron en una sola toma y se editaron. Los participantes escucharon el material en bruto y el material editado, a fin de observar las diferencias e identificar qué se puede mejorar.

Los chicos tomaron la evaluación muy en serio, además, que fueron acertados y asertivos al evaluar a sus compañeros y evaluarse.

 

Al final, se concluyó que lo más importante es la compresión del texto, ya que esto es lo que nos permite generar sentimientos y utilizar las herramientas de la locución para lograr una empatía con el receptor. También se evidenció que había que mejorar la vocalización, importante para asegurar la calidad de la lectura del texto.

 

Esta experiencia abrió una brecha para futuros talleres que promuevan la participación de los jóvenes en la producción de micros radiales.

 

La Sayona

[descargar en mp3 ]


Los Duendes

[descargar en mp3 ]


 

Julio 2009

<< Regresar







Inicio / ¿Qué somos? / ¿Cómo lo hacemos? / ¿Para qué lo hacemos? / Nuestro entorno
Enlaces de interés / Incubadora / CIME / CTI / CET